Kamakura, la ciudad del Buda gigante

gran_duda_1-kamakura

Kamakura es la ciudad perfecta para hacer una excursión de un día desde Tokyo. Su Buda gigante es lo que atrae a una gran cantidad de turistas, pero el resto de la ciudad desprende un encanto que merece la pena visitar.

¿Cómo llegar a Kamakura desde Tokyo? Se puede coger el JR de la línea Yokosuka desde la estación de Tokyo, tarda 56 minutos y es gratis, si tienes el Japan Rail Pass, o unos 6.5€ (920 Yenes) si no lo tienes. Otra opción es coger el JR de la línea Shonan Shinjuku que sale desde las estaciones de Shibuya, Shinjuku e Ikebukuro, tarda el mismo tiempo y tiene el mismo precio, pero a veces hay que hacer transbordo antes de llegar a Kamakura, así que recomendamos la primera opción. En Kamakura hay dos paradas posibles, la estación Kamakura, en el centro de la ciudad, o la estación Kita-Kamakura, al norte. Nosotros habíamos visto muchos templos en la parte sur de Japón (Kyoto y Mijayima) así que hicimos la ‘versión reducida’ de Kamakura y nos quedamos en la zona centro-sur de la ciudad. Si quieres ver la ciudad entera, puedes parar en Kita-Kamakura, ver los templos del norte y luego bajar a ver el resto.

Nosotros nos bajamos en la estación Kamakura y comenzamos la visita en Komachi Dori, una calle peatonal llena de puestos de comida, ropa, souvenirs, sombreros y mucha vida. Está justo frente a la estación, a mano izquierda. Se ve rápidamente, pues un torii rojo anuncia la entrada.

komachi_dori_1-kamakua

komachi_dori_2-kamakua

Si caminas hasta el final del mercado y giras a mano derecha, llegas a Tsurugaoka Hachimangu, el santuario más importante de Kamakura, dedicado al dios de la guerra. Un gran torii rojo protege la entrada, donde comienza el camino peatonal que llega hasta el templo. Si subes la escalinata, puedes desde arriba ver gran parte de la ciudad. Cierra sus puertas a las 21:00.

tsurugaoka_hachimangu_1-kamakura

tsurugaoka_hachimangu_2-kam

tsurugaoka_hachimangu_3-kamakura

tsurugaoka_hachimangu_4-kamakua

tsurugaoka_hachimangu_6-kamakura

tsurugaoka_hachimangu_5-kamakura

Deshicimos el camino de vuelta y fuimos a la estación de autobuses, que está justo frente a la de trenes. Nuestra siguiente parada era el Gran Buda (Daibutsu), al cual se puede llegar por dos medios: autobus de los andenes 1 ó 6 hasta la parada Daibutsu-mae, o tren de la línea Enoden Enoshima hasta la estacion Hase y caminar 5 minutos. La entrada a Daibutsu cuesta 200 Yenes (no llega a 2€) y cierran a las 17:30.

Este buda sentado en la posición de loto es la carta de presentación de Kamakura. Una estatua de bronce de 11.4 m de altura que antes estaba situada en el interior de un salón de un templo (surrealista el tamaño que tendría tal edificación). El templo fue arrasado por un tsunami y dejaron la estatua al aire libre.

gran_duda_2-kamakura

gran_duda_4-kamakua

gran_duda_5-kamakura

gran_duda_6-kamakua

gran_duda_7-kamakura

La estatua está hueca, y por unos 15 céntimos, se puede entrar y ver como ensamblaron el interior.

gran_duda_9-kamakua

gran_duda_8-kamakura

gran_duda_10-kamakua

Desde aquí y caminando apenas 5 minutos, llegas al templo Hase-dera, una gran edificación de madera y de los más populares de Kamakura. Lo mejor es dar un paseo por los jardines de estilo totalmente japonés, y si llegas a la parte más alta, disfrutar de las vistas de la zona costera de Kamakura. Por el paseo encuentras mil detalles, desde tortugas petrificadas sobre suelo de bambú hasta filas de ‘mini-budas’, algunos con ropa de bebé, con un significado triste, pues son los protectores de las almas de los niños que han fallecido. El templo y su entorno merecen realmente la pena. Cierra a las 16:30 y la entrada cuesta 300 Yenes.

templo_hasedera_5-kamakura

templo_hasedera_4-kamakura

templo_hasedera_10-kamakura

templo_hasedera_6-kamakura

templo_hasedera_7-kamakura

templo_hasedera_9-kamakua

templo_hasedera_11-kamakura

templo_hasedera_1-kamakua

templo_hasedera_8-kamakua

templo_hasedera_2-kamakura

templo_hasedera_3-kamakura

Puede que fuera el día increíble que hizo, el paseo por el mercado o la tranquilidad que se respiraba en el ambiente, pero de cualquier modo, Kamakura tiene algo y nos encantó. Muy fácil de visitar en un día, muy próxima a la capital nipona y con un aire fresco y totalmente diferente a Tokyo, la recomendamos 100%.

Esperamos que este post sea de gran ayuda para futuros viajeros. Si tienes cualquier duda u opinión, no dudes en escribirnos un comentario o correo, y recuerda que puedes seguirnos la pista a través de Facebook aquí, o el resto de RRSS que aparecen en los banners. ¡Gracias por leer y hasta la próxima!

Photos by Wander on World

Espacio para tus comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>